REINICI@ATE la mente: La PEREZA MENTAL.

Es evidente, no es necesario ni explicarlo basta con experimentarlo, el ciclo de la vida no es más que el círculo creado entre la muerte y la vida. Todos los días, todos los meses, todos los años. Un ciclo que iniciado no se sabe cuando podemos aprehenderlo en pequeños ciclos o grande ciclos a los que hemos puesto nombres: segundo, horas, minutos, segundos, días, semanas, meses, años y siglos…Pero todos tienen en común un principio y un final. Un nacimiento y una muerte. El hombre y la mujer no se escapan de esta realidad. Los glóbulos rojos de la sangre viven entre diez y treinta horas, las células del estómago duran de uno a dos días y las de la piel se renuevan cada tres o cinco semanas, las células de los huesos tienen mayor duración ya que se renuevan cada dos años aproximadamente, la piel se renueva constantemente, remplazando las células viejas por células nuevas, las células muertas de la piel se nos van desprendiendo todos los días. Ante esta realidad científica evidente y constatada la pregunta que me asalta es:¿cambia nuestra forma de pensar?. La renovación de la mente es la clave para vivir una vida nueva, diferentes a la que tenemos. Superar una mentalidad para incorporar otra. Es fundamental comprender que la mente es el centro de control de nuestras vidas pues crea los patrones de pensamiento y creencias, los que darán forma a nuestros comportamientos, pero podemos renovarlos, incluso los pensamientos subconscientes y respuestas automáticas. Pero nos encontramos con que la renovación de la mente no es un proceso continuo ni automático, es totalmente voluntario. Aparece entonces lo que algunos llaman la “pereza mental”. La humanidad progresa pero aumenta la pasividad y solo queremos ser meros receptores de información de noticias a través de imágenes y de sucesos, pero nos da una pereza enorme discurrir, analizar, sacar conclusiones, relacionar datos y descubrir. Ejercitamos el cuerpo en gimnasios pero no ejercitamos la mente. Al pensar descubrimos, progresamos, nos hacemos independientes, menos manipulables, construimos una nueva realidad. Creemos que pensar es propio de filósofos, científicos y sabios. ¿Nuestra mente se muere, camina desde la pereza mental inexorablemente a una muerte sin remedio?. ¿Cómo estás tú sentido del humor? ¿Qué hobby practicas? ¿Cómo es tu pensamiento crítico? ¿Qué tal tu capacidad de concentración? ¿Cómo éstas de relaciones sociales? ¿Qué tal tu pensamiento creativo? ¿Qué es lo último que has aprendido?. Saca tus propias conclusiones, pero algunos manifiestan que en la calidad de estas respuestas está la respuesta una pregunta: ¿ Tienes “pereza mental”?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *